martes, 25 de noviembre de 2008

LLORAR PERLAS, VOLAR COMETAS


La película " Cometas en el cielo" basada en una novela de Khaled Hosseini y dirigida por Marc Forster nos devuelve al Afganistan de los años setenta. El principio del film se centra en la amistad de dos niños, Amir y Hassan. Amir, niño rico. Hassan, el hijo del criado, el niño pobre. Amir escribe cuentos. Hassan no sabe leer pero admira a su amigo Amir por su capacidad de narrativa y porque le gusta que le lea lo que escribe.
No pude evitar emocionarme. Vi en Hassan la pureza de la infancia, la inteligencia sin facilidades. Humildad y sencillez en la manera de ver las cosas. Su amigo Amir escribe un cuento en el que un hombre es capaz de convertir cada lágrima que llora en una perla. El final de la historia es que el protagonista acaba en una montaña de perlas con un cuchillo ensangrentado en la mano y su esposa muerta en el regazo. Hassan le pregunta si mató a la mujer para enriquecerse y así llorar más y tener más perlas a lo que Amir le responde que en efecto. Hassan, le mira fijamente y le dice " ¿ y no hubiera podido hacer lo mismo pelando una cebolla?.
Y eso mismo me pregunto yo. Que la vanidad y la ambición convierte al loco en cuerdo y al cuerdo en un loco despiadado que no le importa alcanzar la meta sea como sea. El cuerdo que parece lo es y esconde en su interior un monstruo que busca riqueza o poder.
El loco que no se plantea una alternativa más viable para alcanzar su objetivo. Que no quiere pelar cebollas y agarra directamente el cuchillo. Y me quedo quieta, recordando ese momento. Y entonces, quiero ser Hassan y creer que muchas más cosas de las que pensamos se pueden solucionar pelando una cebolla.

14 comentarios:

joanpoch dijo...

Que cierto es. Tendemos a escoger el camino más corto, aunque a menudo no es el adecuado.
Con lo fácil que parece visto por Hassan...

Más claro, agua dijo...

Lo que demuestra que somos más animales de lo que pensamos... porque no nos paramos a pensar.

Besos ;-)

Raúl dijo...

Con la imagen que me he formado de ti, vecina, me hubiera extrañado mucho que esta película no te emocionara. Muchisimo.

Belén dijo...

Pues una amiga mía lo que tiene es el libro... quiero decir, que igual me lo leo en vez de ver la peli (una que es purista y prefiere las letras, ais)

Besicos

Marta Arrufat dijo...

Joan, exacto, a veces el camino mas corto no es el adecuado ni siquiera el más rapido!.

Eduardo, estoy segura de que si pensáramos más no pasarían ni la mitad de las cosas que ocurren. Besos

Raul,
querido vecino, no te equivocas, sé que eres listo!

Belén
a mi me parece genial que seas pureta, si lees el libro antes que yo ya me dirás, aisss besicosss

Juanjo dijo...

Hola Marta. Vengo aquí, recomendado por nuestro común amigo y paisano Raúl, y me han gustado tus conclusiones; aunque, ¿de verdad son necesarias tantas perlas?

Marta Arrufat dijo...

Hola Juanjo, gracias por tu visita.
Pues, qué te puedo decir, que yo no creo que sean necesarias tantas perlas, a mi parecer es mejor pelar cebollas y que salga el sol por Antequera.
Paisano? eres de Castellón?

Juanjo dijo...

Si, nacido en Castellón, pero vivo en Benicasim. Tú también, ¿no?

Marta Arrufat dijo...

Yo en Castellón, pero veraneo en Benicasim, raro eh? jajajaja

Landahlauts dijo...

Somos así de simples y de primarios... no tenemos remedio.

Petons, Marta!

Marta Arrufat dijo...

Landa,
pues si, la verdad es que si pero si tenemos raciocinio se supone que es para pensar y así poder diferenciarnos del resto de mamíferos, no crees?
Petons!

Soportándome dijo...

Me encantó la pelicula y el libro. Parece que tenía que dejar patente que él rechazo hacia la figura femenina (¿materna?). Claro es una interpretación.

Marta Arrufat dijo...

Soportándome,
no habia caido en ese enfoque. Puede ser, por qué no?

Pioja dijo...

Creo que el pensar en momentos que todo se pudiera solucionar solo pelando una cebolla, tambien llevaría a conformidad y al silencio por las mismas atrocidades que se vievn a diario, siempre ahi mucho caminos que tomar y no siempre escogemos los correctos.
El hombre debia sufrir para llegar a conseguir lo que queria? o solo debia arriesgarse?.
Ahi de todo en esta vida.
Paz!